Empanadillas de espinacas y queso fresco




Empanadillas de espinacas y queso fresco



Ahora hacía días que no publicaba una receta de aperitivo, será que en verano el aperitivo lo hacemos mas fuera y ahora, con la vuelta a la rutina, los fines de semana volvemos a hacer las comidas de los días de fiesta en casa y apetece más preparar alguna cosita para picar.
Ya sabéis que me gusta mucho preparar bocaditos para picar con la masa de las empanadillas que ya viene hecha, admiten un montón de rellenos diferentes y siempre quedan deliciosos, como este paquetitos de queso de cabra y cebolla caramelizada, las empanadillas de morcilla y manzana o lostriángulos de sobrasada y miel ¡todos deliciosos y un éxito seguro!
Estos de hoy están rellenos de espinacas y queso crema, una combinación estupenda y que queda muy bien, es uno de mis rellenos preferidos en la pasta fresca así que cuando vi que  Aurora volvía a tener estas espinacas tan pequeñas y tiernas en la parada de La Coromina del mercado del León pensé que las haría de esta manera, bien, para ser sinceros pensé que haría pasta fresca tipo raviolis o similar pero al final se me echó el tiempo encima y cambié de planes, es que estas crestas son tan rápidas y fáciles de hacer y el resultado es taaaaaaan bueno! Y son una estupenda manera de hacer a los niños comer verduras ¡preparadas así las devoran!



Empanadillas de espinacas y queso fresco, ingredientes:


1 paquete de pasta de hacer empanadillas, ya sabéis la marca, ¿verdad?
250 gr de espinacas
250 gr de queso fresco
1 ajo
1 cebolla
sal y pimienta negra recién molida
1 huevo batido con un chorrito de leche para pintar las empanadillas
semillas de sésamo para decorar, yo usé sésamo negro





Empanadillas de espinacas y queso fresco, preparación:


Limpiamos las espinacas y las escurrimos bien. Pelamos y picamos el ajo y la cebolla. 
Ponemos el aceite de oliva a calentar en una sartén con el ajo picado, cuando esté caliente y el ajo empiece a tomar color añadimos la cebolla y dejamos que se sofría un poco, justo hasta quedar transparente. También podemos hacerlo en el microondas, la receta la tenéis AQUÍ
Añadimos a la sartén las hojas de espinacas limpias y enteras y dejamos que se vayan haciendo, si no te caben todas las vas añadiendo a medida que se van encogiendo en la sartén, verás que se encogen muchísimo rápidamente. Cuando estén todas cocidas apagamos el fuego y las reservamos, no deben quedar demasiado hechas.  
Dejemos que pierda un poco el calor y colamos las espinacas, sueltan mucha agua. Seguidamente mezclamos las espinacas con el queso fresco y lo salpimentamos al gusto para terminar el relleno
Rellenamos los círculos de pasta de cresta con una cucharada sopera del relleno y las cerramos con la forma que más nos guste, yo esta vez he hecho unos paquetitos rectangulares que quedan muy monos
Disponemos todas las crestas en una bandeja de horno forrada de una lámina de teflón o de papel de cocer y las pintamos con la mezcla de huevo y leche. Las espolvoreamos con un poco de semillas de sésamo o las que tengas más a mano, de amapola, de lino...  Y ya las podemos hornear en el horno precalentado a 180 º. En unos 8-10 minutos estarán, vigilad que no se quemen porque se hacen muy rápido. ¡Seguro que os encantarán!

¿Te gustaría participar en mi grupo  de cocina de Facebook?  Si  te gusta cocinar te invito a compartir tus recetas y trucos de cocina en mi nuevo grupo 


Anímate,  ¡serás muy bienvenida!




Espero que te hayan gustado estas recetas y que te sean de utilidad, si quieres puedes seguirme en las redes sociales para estar al tanto de todas mis novedades,  sígueme en InstagramFacebookTwiter Google+ ¡¡Te espero!!